Recorriendo el camino de las energías renovables

Energia Renovable | Grupo Enel

Cada vez más, el mundo está avanzando hacia la implementación de las energías renovables, como fuentes principales de generación de energía. Esto se debe primordialmente a la preocupación que existe por la protección de nuestros ecosistemas, y de minimizar el impacto de las acciones humanas en el medioambiente, además de que ofrecen múltiples beneficios en comparación a la energía producida a través de combustibles fósiles. Las energías renovables ofrecen una mayor posibilidad de aprovechamiento, pueden venir de distintas fuentes por lo que son muy diversas, son inagotables, pero sobretodo no contaminan.

CORRIENTES DE AGUA QUE PRODUCEN ENERGÍA LIMPIA

Una de las fuentes de energía renovable más antigua del mundo es la producida a partir de las centrales hidroeléctricas, en las que se aprovecha el recurso del agua para generar energía mediante el movimiento. En la actualidad, el 50% de la energía del mundo es proveniente de fuentes de energía hidráulica, y al ser considerada una de las principales fuentes de energía limpia, debido a que no emite CO2 a la atmósfera, tiene un potencial de desarrollo bastante importante principalmente en África, Asia y América Latina.

En este sentido, de la región latinoamericana, Colombia es un país privilegiado, debido a que es uno de los que cuenta con el mayor número de recursos hídricos del planeta, además por su ubicación geográfica y las condiciones de terreno, sus precipitaciones son abundantes y constantes, lo que garantiza el que se pueda utilizar el recurso del agua durante todo el año para producir energía a partir de éste. Por tal motivo la energía hídrica es una fuente importante para el país, y el 65% de la energía que llega a nuestros hogares se produce utilizando este vital recurso.

Frente a las demás energías, la hidráulica tiene grandes ventajas adicionales al hecho de no ser contaminante: presenta una gran flexibilidad y capacidad de almacenamiento, y la tecnología que utiliza es ampliamente probada y de gran eficiencia.

ENCENDIENDO EL FUTURO CON SOL Y AIRE

Esta preocupación por contribuir a reducir la huella de carbono ha hecho posible el que otras fuentes de energía limpia como la solar y eólica hayan encontrado un espacio dentro del parque energético de muchos países, y que cada vez se propicie más su desarrollo.

La energía solar, como su nombre lo indica es la que proviene del Sol, una fuente inagotable debido a que su perspectiva de vida supera los 6.500 millones de años, además cada hora que pasa el Sol arroja a la Tierra más energía de la que se necesita para suplir las necesidades globales durante todo un año. Asimismo, la energía eólica, que es la proveniente del viento, tiene un futuro prometedor, ya que es igualmente limpia e inagotable, y por si fuera poco ofrece respaldo a la energía solar en determinadas épocas del año en lugares con estaciones o climas muy fríos.

Estas fuentes de energía también ofrecen múltiples beneficios adicionales al hecho de ser renovables, no contaminantes y a estar disponibles en todo el planeta, y es que contribuyen a generar progreso y desarrollo sostenible en las zonas en las que se implementa. Esto se debe en primer lugar, a que le otorga a las economías cierta independencia energética, y en segundo lugar, a que permiten facilitar el acceso a la energía en zonas aisladas a la red, abriendo las oportunidades a estas poblaciones de desarrollarse en otras actividades económicas y sociales.

Así es como el hecho de promover y fortalecer la generación de energía renovable, se vuelve algo indispensable a nivel mundial para minimizar el cambio climático, disminuir el efecto invernadero y los impactos ambientales. En Colombia, estamos avanzando cada vez más en la introducción de estas energías limpias al sistema energético del país, con el fin de contribuir a reducir la huella de carbono, y a brindar a las comunidades un mayor acceso a la energía que se traduzca en avance y bienestar.

Conoce más historias haciendo clic aquí.